La insensibilidad de un intendente que se fue: le privó de su sede social a la Fundación Papelnonos

Calificar de insensible la decisión del ex intendente municipal, Carlos Fernando Arroyo, de privar de su sede a la Fundación Papelnonos, es apelar al más suave de los calificativos repudiables con los que se puede rechazar una medida antipopular.

En primer lugar, se trata de una decisión antipática adoptada cuando al ex jefe comunal le quedaban muy pocos días de gestión. Para adoptar esa medida, debe haber existido un trasfondo importante… Arroyo, sin previo aviso a los actuales ocupantes de la propiedad de la calle 25 de Mayo, le transfirió la sede a la Asociación de Veteranos Defensores de Malvinas (Avedema), entidad respetable que merece tener una sede, pero no lograrla de esta manera…

Para la mayoría de los ciudadanos marplatenses, existe la presunción de que se trata de una medida adoptada con cierta dosis de odio y resentimiento… ¿Puede un ex intendente ejecutar una decisión que le priva de su sede social a personas de la tercera edad?

Debe señalarse que la Fundación Papelnonos tenía asignado el uso de esta propiedad desde hace más de tres décadas y que ello no originaba gastos de ninguna naturaleza al municipio, ya que la Fundación se hacía cargo de todos los gastos que significan la existencia de esa casa.

Para el grueso de los marplatenses, la decisión del ex intendente Arroyo no tiene explicación alguna, porque ni siquiera consultó a la Fundación, ni tampoco les anticipó la medida… Y precisamente por ello, se han originado toda clase de comentarios, algunos de carácter muy fuerte… Y la pregunta que todos se formulan es: ¿Por qué no dejó esa decisión en manos del nuevo intendente?

La última carta que le queda a la Fundación Papelnonos, es el Concejo Deliberante. Puede ser que los integrantes del órgano deliberativo tengan más sensibilidad que el intendente saliente y decidan dejar sin efecto esa antipática decisión unilateral del hombre que abandona, para alivio de muchos, el edificio de Luro e Yrigoyen…