El Ibuprofeno contra el coronavirus: cómo es el tratamiento argentino admirado en el mundo

Un médico argentino está avanzando en un efectivo tratamiento con Ibuprofeno contra el coronavirus, que está produciendo alentadores resultados. Se trata del médico bioquímico Dante Beltramo, que está desarrollando esa experiencia en el hospital “Oscar Orías”, de la localidad de Libertador General San Martín, donde dos pacientes tuvieron una “rápida” recuperación.

La provincia de Jujuy inició a principios de agosto, en uno de sus hospitales, el tratamiento de pacientes con coronavirus en base a ibuprofeno, un procedimiento experimental.

El citado profesional explicó que los ensayos sobre el uso de ibuprofenos para tratar el coronavirus comenzaron antes de la llegada misma del coronavirus. “Estábamos orientando la investigación hacia otra patología, buscábamos bloquear el crecimiento de las bacterias que se alojan en el pulmón de los pacientes con fibrosis quística”, comentó el científico.

“Debido a los antecedentes que teníamos registrados pudimos demostrar que tenía la propiedad de inactivar a los virus”, afirmó Beltramo.

En tal sentido, el bioquímico explicó cómo se relaciona el coronavirus con el tratamiento del ibuprofeno: “La patología del Covid cruza con tres fases, una que es la parte de infección viral donde es responsable de desencadenar todos los segundos efectos, que es un proceso fuertemente inflamatorio que afecta al paciente. Nuestra formulación que son nano estructuras de ibuprofenato altamente dinámicas tiene capacidad para inhibir al virus, pero además nadie le puede quitar al ibuprofeno la propiedad antiinflamatoria”.

Tras esos resultados positivos en el laboratorio, Beltramo aseguró que a partir de ese momento empiezan a investigar los médicos y detalló cómo lograron la posibilidad de utilizarlo con pacientes: “Ante la imposibilidad de otro tratamiento se autoriza el uso compasivo, los médicos hace este uso con pacientes. Así empezamos en Córdoba”.

“El tratamiento consiste en esta formulación en forma nebulizable de manera que podamos llegar directamente a donde el virus infecta”, aseguró Beltramo.

En la misma línea, el bioquímico afirmó que “el mejor resultado se tiene si uno puede prevenir la entrada a la fase tres, que es cuando los pacientes entran a una hipoxia severa”.

Pese a los “excelentes resultados”, aún resta la aprobación de ANMAT. “Estamos en esa fase experimental y por compasión allá en Jujuy”, explicó Beltramo.

Sobre el proceso que deberá pasar este tratamiento para su habilitación formal, Beltramo explicó: “Lo primero que piden las instituciones regulatorias es mostrar que esta formulación nueva en pacientes sanos no presenta efectos adversos”.